Jaulas para agapornis

Cómo deben ser las jaulas para agapornis

Tener un agapornis implica que también debas proporcionarle un lugar donde dormir, descansar, comer, beber… Es decir, necesitan sus jaulas para agapornis. Sin embargo, cuando vas a la tienda puedes encontrarte con muchos modelos diferentes y no saber cuál es la más adecuada.

Por eso, aquí te vamos a dar las claves para elegir jaulas para agapornis, te contaremos los tipos que hay, cómo mantenerlas limpias y sí, también el momento en que tendrás que cambiarle de jaula. Seguro que esta información te interesa.

Cómo deben ser las jaulas para agapornis

Los agapornis son parecidos a los loros, solo que mucho más pequeños. Es un punto intermedio entre un periquito y un loro pequeño. Pero entre sus cuidados, la jaula es una de las partes más importantes, no solo porque va a ser el lugar donde viva y esté casi todo el día, sino también porque una jaula inadecuada puede hacer que tu ave se deprima y enferme.

Por eso, aquí van los puntos claves en los que debes fijarte para comprar jaulas para agapornis.

El tamaño de la jaula

Aunque a continuación vamos a ver los distintos tipos de jaulas para agapornis que hay en el mercado, hay algo seguro. El tamaño de estas debe ser grande. Concretamente, una jaula para estas aves debe ser de, por lo menos, 60x40x45 centímetros. Y eso solo si es para un único ejemplar, ya que cuando hay más necesita más espacio.

¿Por qué tanto espacio? Porque el agapornis es un animal que le gusta la libertad, y verse enjaulado, sin casi poder moverse, va a hacer que se vuelva apático, que enferme e incluso se muera por estar tan limitado en su espacio.

Si no puedes tener una jaula tan grande, entonces necesitarás dejarlo fuera durante un tiempo (al menos 2 horas diarias) para que se ejercite y no se sienta incómodo en su jaula.

Los barrotes de la jaula

Algo que no muchos dueños de agapornis no saben, y que aprenden por las malas, es que el pico de estos es muy, muy fuerte. Ya no solo porque si te pica y está enfadado puede hacerte sangre, sino porque es capaz de romper los barrotes con él. Sí, como lees.

Por eso, para evitarlo, te recomendamos que los barrotes de las jaulas para agapornis sean en vertical, no en horizontal. De esta manera, el pájaro no puede coger el hierro del barrote entre su pico (o lo hace en una postura que no le beneficia para hacer fuerza) y, así, no lo romperá. Eso sí, con el paso del tiempo puede eliminar el blanco de los barrotes. Pero también lo eliminarás tú con la limpieza que requiere.

Artículo relacionado:
Agaporni personata

A su vez, debes tener en cuenta que estos barrotes no tengan una distancia entre ellos muy grande, para que no se haga daño.

Un sistema de “seguridad” anti agapornis traviesos

Parece una tontería, pero lo cierto es que los agapornis son muy inteligentes y se fijan en lo que haces para abrir la jaula. Así que, si alguna vez cuando vuelvas a casa descubres que tu pájaro está volando libremente por ella porque tiene la puerta abierta, no pienses solo que es que se te ha olvidado cerrarla. ¡Son muy buenos escapistas!

Tan buenos, que aprenden a abrir las puertas de las jaulas. Sí, exacto, por eso se quedan mirando tan fijamente cuando manipulas la puerta para abrirla o cerrarla. Están aprendiendo. Para ello se ayudan de su pico y sus patas, y créenos que lo consigue fácilmente. Así que, para evitarlo, lo mejor es poner una seguridad extra.

Tipos de jaulas para agapornis

Tipos de jaulas para agapornis

Si buscas en Internet jaulas para agapornis, o vas a tiendas de animales de tu zona, posiblemente te encuentres con bastantes opciones donde elegir. Pero básicamente hay unos pocos modelos de jaulas. Estas son:

  • Jaulas para agapornis comunes. Son jaulas grandes que llegan a esas medidas mínimas que te hemos dado y que son más altas que anchas para darle libertad al pájaro.
  • Jaulas grandes. El tamaño es mayor, a veces con accesorios y juguetes instalados para la diversión del ave.
  • Pajareras. Es una buena opción cuando tienes dos o más agapornis, ya que tendrán un espacio mucho mayor para vivir de manera feliz.
  • Pajareras XXL. Estas se suelen colocar en el exterior, bien en jardines o en frontales de las casas porque son como una “caseta para agapornis”. No son las más vendidas, y normalmente son para aquellos que tienen bastantes pájaros, pero son otra opción a considerar.

Consejos para mantener limpias las jaulas para agapornis

Consejos para mantener limpias las jaulas para agapornis

Ahora que sabes los tipos de jaulas para agapornis que hay en el mercado, toca hablar de su limpieza. Porque reconozcámoslo, estos pájaros no son muy limpios que digamos, y al final tienes que limpiarlos a menudo para evitar enfermedades.

Por eso, se recomienda que, al menos una vez a la semana, le limpies la base. Muchas veces las cáscaras de la comida caerán en el suelo (otras muchas se quedan en el comedero, razón por la que no te das cuenta de si tienen comida o no).

Además, sus necesidades las hace en el suelo (o se precipitan a este) por lo que necesitas limpiarlo, sobre todo porque con el bebedero, o una bañera, son aves que se bañan mucho y empapan todo a su alrededor.

Artículo relacionado:
Agapornis roseicollis

No te olvides tampoco de limpiar bien los barrotes y los palos que tengan para posarse en la jaula, así como sus comederos y bebederos.

Después, al mes, puedes hacer una limpieza más profunda de la jaula, para desinfectarla por completo.

Cuándo cambiar la jaula

Cuándo cambiar la jaula

Por último, las jaulas para agapornis duran mucho, no queremos decir con esto que en cuestión de unos meses o años tengas que cambiarla. Pero teniendo en cuenta que la esperanza de vida del agapornis es alta, sí que es posible que, con el tiempo, debas cambiarla.

¿Y cuándo debo hacerlo? Esa pregunta se responde de forma ambigua. Y es que, si sigues la limpieza y desinfección que te decimos, verás cómo con el tiempo se va oxidando la propia jaula, y eso implica que debas buscarle un nuevo hogar. Eso puede ocurrir tras 5-10 años de comprarla, aunque depende del ambiente en el que esté, cuántos pájaros se tengan y el uso de productos adecuados para mantener en el tiempo el estado perfecto de la jaula.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*