Razas de Cobayas

Existen diferentes razas de cobayas

Entre las mascotas más pequeñas que podemos tener en casa, cada vez son más populares las cobayas. Sin embargo, algunos tipos de estos animales pueden requerir más cuidados que otros. Si estáis pensando en adquirir uno de estos pequeños mamíferos, os recomiendo que primero os informéis acerca de las razas de cobayas.

En este artículo vamos a hablar un poco sobre las características principales de las razas de cobayas más populares actualmente. Acompañaremos esta información con fotos y al final comentaremos cuáles pueden ser las mejores.

¿Qué tipos de cobayas hay?

A día de hoy existen muchas razas de cobayas diferentes. Cada una tiene sus propias características físicas y conductuales. Por lo tanto, depende del tipo de mascota que queramos, no está de más saber un poco acerca de los diferentes tipos que existen de estos animales. Para facilitaros la tarea, vamos a comentar las características particulares de las razas de cobayas más populares.

La cobaya americana

La cobaya americana es la raza más popular

Sin lugar a dudadas, la cobaya americana es la raza más popular de todas. Tiene el pelo listo, corto y realmente suave. Además, no requiere muchos cuidados específicos, facilitando así considerablemente su manutención. En cuanto al color, pueden tener diferentes tonos. También hay que destacar que esta raza goza de una gran resistencia. De hecho, la salud de la cobaya americana suele ser bastante mejor que la del resto de las razas.

La cobaya peruana

La cobaya peruana tiene el pelo largo

Otra de las razas de cobayas más populares es la cobaya peruana. En este caso se trata de un animal con un manto precioso, largo y suave. Este puede llegar a medir hasta cuarenta centímetros. Como cabe esperar, al tratarse de una mascota de pelo largo, también requiere más cuidados. La cobaya peruana suele ser una buena opción para quienes quieren presumir de un animal bonito y destacable. Eso sí: Hay que cepillarle el pelo a diario, bañarla con frecuencia, vigilar su dieta para que el pelo no pierda su brillo, etc. Una constante dejadez de estas tareas puede resultar nocivo para el animal si su pelaje llega a enredarse demasiado.

La cobaya abisinia

La cobaya abisinia es muy activa y cariñosa

A la cobaya abisinia también se la conoce como «roseta» o «aby». Aunque su pelo no crece tanto como el de la cobaya peruana, sí que posee un manto bastante peculiar. Resulta que su pelo hace remolinos al nacer. De esta manera le otorga un aspecto muy puntiagudo y voluminoso a la vez. No obstante, como su pelo es medio largo, pudiendo llegar a unos cuatro centímetros de longitud, es importante brindarle ciertos cuidados específicos. Eso sí, no tanto como con la cobaya peruana. Hay que destacar de esta raza que tienden a desarrollar cataratas cuando alcanzan cierta edad. En cuanto al carácter de la cobaya abisinia, suele ser muy activa y también muy cariñosa.

La cobaya texel

También la cobaya texel pertenece a las razas de cobayas de pelo largo. A parte de su longitud, su pelaje también destaca por ser suave y rizado. Además, este animal no tiene ninguna roseta. En la zona de la cara el pelo es más corto. La cabeza de la cobaya texel es pequeña y tiene un perfil algo redondeado. Hay que destacar que el cuidado del manto de este animal debe ser constante para que no acumule enredos ni suciedad. Por lo tanto, es muy importante cepillar su pelo a diario y limpiarlo cada tres meses máximo, a ser posible con un champú en seco especial para cobayas.

La cobaya crestada o self

La cobaya crestada es una variante de la cobaya americana

Cuando hablamos de la cobaya crestada o la cobaya self, nos referimos a una raza muy parecida a la cobaya americana. De hecho, se trata de una variante que se distingue básicamente por el remolino de pelo blanco que tiene en la frente. Como cabe esperar, al ser tan similar, sus cuidados son muy sencillos, haciendo que sea una mascota ideal si no disponemos de mucho tiempo.

La cobaya teddy

La cobaya teddy tiene aspecto de peluche

Una de las razas de cobayas más monas es la teddy. Como bien indica su nombre, es un animal con aspecto de peluche debido a su manto corto, denso y suave, que le da un toque muy esponjoso. También resaltan sus bonitos bigotes. En cuanto a los cuidados que requiere esta raza, no son tantos como podemos pensar. Con cepillarla ocasionalmente ya será suficiente para evitar que acumule demasiado pelo y que se ensucie excesivamente.

La cobaya rex

La cobaya rex se llama así por su gran tamaño

La cobaya rex se asemeja mucho a la cobaya teddy. La diferencia es que tanto sus bigotes como su pelo son rizados. Además, el manto de la cobaya rex es menos denso, ya que tiene menos cantidad de pelo. Este suele ser un pelín más largo, llegando a alcanzar hasta los tres centímetros y medio. No obstante, como es rizado, parce más corto. Este tipo de cobaya de apariencia lanosa tiene las orejas caídas y la cabeza ancha. ¿Pero a qué se debe su nombre? Bueno, seguro que todos conocéis al tiranosaurio rex. Esta cobaya recibe su nombre por el gran tamaño que tiene en comparación a las demás razas. Suele medir entre 23 y 25 centímetros. De carácter es un animal especialmente cariñoso y afectuoso.

La cobaya sheltie o silkie

Algunas razas de cobayas tienen el pelo largo

El primer ejemplar de cobaya sheltie, también conocida como cobaya silkie, data del año 1930. Se trata de una raza que surgió a raíz de un cruce de cobayas peruanas. Como podemos imaginar, también tiene el pelo excepcionalmente largo, llegando a alcanzar una longitud de hasta cincuenta centímetros. Este es muy liso y suave. La diferencia principal entre la cobaya sheltie y la cobaya peruana es que el pelo de la primera nace delante y va hacia atrás. Gracias a esto, el pelo nunca les llegar a cubrir la cara, como pasa con las cobayas peruanas. Al igual que con estas últimas, es imprescindible cepillar el pelo diariamente para evitar que se enrede y acumule suciedad. Además, si crece en exceso habrá que cortarlo.

La cobaya coronet

La cobaya coronet es una mezcla entre la cobaya crestada y la cobaya silkie

Otra de las razas de cobayas más populares es la coronet. Se trata de una combinación entre las cobayas crestadas y las cobayas silkie. Al igual que las primeras, posee una roseta de pelo corto en la cabeza, y el pelo largo como las segundas. No obstante, suele crecerle más en la cabeza. Todo su manto es largo, pero de menor longitud en el resto del cuerpo. Por lo tanto, también es una raza que requiere un cepillado diario. Es importante tener siempre en cuenta estos detalles y pensar si realmente vamos a poder y querer invertir tanto tiempo en la mascota. Si no podemos brindarle los cuidados que necesita, mejor buscamos un animal menos exigente.

La cobaya baldwin

Hemos puesto varios ejemplos de cobayas con pelo largo y algunos de cobayas con pelo corto. ¿Pero sabíais que también existen cobayas sin pelo? La raza baldwin es completamente calva, al menos cuando es adulta. Curiosamente, esta raza nace con pelo por todo el cuerpo. Sin embargo, a medida que va creciendo, va perdiendo el pelaje. Pasados entre dos y cinco días desde su nacimiento, comienza la pérdida del pelaje. Aproximadamente a los dos meses de edad, ya no casi nada de pelo. Lo único que conservan son sus bigotes y quizá algún pelillo en los pies, nada más. La piel de estos animales tiene una textura algo gomosa y posee arrugas tanto en el cuello como en las patas.

Si bien es cierto que con este tipo de cobayas nos ahorramos tiempo y trabajo cuidando el pelo, hay que destacar que la piel de estos animales es muy delicada y sensible. Por lo tanto debemos prestar mucha atención a posibles heridas u otras anomalías, como por ejemplo quemaduras u hongos. También hay que vigilar que no estén mucho tiempo expuestas al sol ni a corrientes de aire, ya que no tienen pelo para protegerse de estas dos cosas.

La cobaya skinny

También existen razas de cobayas sin pelo

Otra raza de cobaya que no tiene pelo es la skinny. A parte de los bigotes, sólo tiene algo de pelusilla en el hocico y en las patas. Como se trata de un animal bastante delgado, le otorgaron el nombre de «skinny», que en inglés significa «flaco». Al igual que la baldwin, tiene arrugas en las patas y por el cuello y su piel es muy suave y delicada. Cabe destacar que, debido a su falta de pelo, son unos animales muy vulnerables a los golpes y alas temperaturas extremas.

¿Cuál es la mejor raza de cobayas?

Decidir cuál es la mejor entre todas las razas de cobayas dependerá más bien de lo que estemos buscando que no de la raza en sí. En el caso de que sea nuestra primera cobaya, lo más recomendable es optar por la americana, ya que es fácil de mantener y suele presentar menos problemas de salud que las demás razas.

En cambio, si ya tenemos algo más de experiencia y sobre todo tiempo, podemos plantearnos cuidar a una cobaya de pelo largo, como por ejemplo la peruana. Son realmente preciosas si se les brindan los cuidados que requieren. Seguro que esta mascota no pasará desapercibida.

También existen dos buenísimas opciones para las personas alérgicas al pelo de las cobayas, pero que igualmente quieren disfrutar de estas monísimas mascotas: La cobaya baldwin y la cobaya skinny. Además, su falta de pelo las hace muy exóticas y especiales.

A pesar de que todas las razas de cobayas son muy monas, seguro que alguna nos llama más la atención que las otras. ¿Y a vosotros, cuál os gusta más?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

bool(true)