Murciélago de la herradura

El murciélago de la herradura también es conocido como Rhinolophus ferrumequinum

Fuente: Wikimedia – Autor: Musa geçit

Existen muchísimas especies diferentes de murciélagos. Entre ellas se encuentra el murciélago de la herradura. Su nombre científico es Rhinolophus ferrumequinum. Esta especie de quiróptero es la más grande del género Rhinolophus que habita en Europa. Además, también es la más ubiquista, ya que prefiere vivir en los hábitats arbolados más que en los biotopos abiertos. Esta especie es propia del sur del Paleártico.

Al igual que todos los Rhinolophus, el murciélago de la herradura emite ultrasonidos por la nariz en vez de por la boca. Junto al resto de estos mamíferos voladores pertenecientes a la suborden de microquirópteros, tampoco tiene trago.

Distribución del murciélago de la herradura

El Rhinolophus ferrumequinum habita las regiones del sur del Paleártico

Fuente: Wikimedia – Autor: Carlos Bartolomé La Huerta

El Rhinolophus ferrumequinum está presente en el sur de la región Paleártica. Esto incluye países desde Marruecos y la península ibérica hasta Japón. Dentro de Europa, su límite septentrional se halla en la parte suroeste de Gran Bretaña hasta Grecia. En el este, existen ejemplares de este animal en Crimea.

Actualmente existe una población de alrededor de 50 mil individuos en España. Sin embargo, este número va disminuyendo con el paso del tiempo de forma generalizada en toda la península ibérica. Las zonas más afectadas son el este y el centro del territorio español. Andalucía es la comunidad que tiene el número de murciélagos de la herradura más elevado de todo el país. Se estiman que ahí viven más de 11 mil ejemplares de esta especie, lo que representa el 23% de España. El declive de esta población es moderado. Se ha calculado que su disminución es del 3,5% anual. A pesar de ello, la población andaluza de murciélagos de la herradura está considerada una de las más sanas en nuestro país. Junto a ella se encuentran también las de Castilla-La Mancha, Extremadura y Castilla y León.

Hábitat del murciélago de la herradura

Existe una gran variedad de refugios usados por el Rhinolophus ferrumequinum. Habitualmente se encuentra a este animal en hábitats subterráneas durante el invierno. Sin embargo, durante su época de actividad se suele alojar en bodegas, desvanes y cavidades. Por lo general, sus áreas de caza se encuentran a 200 y 1000 metros del refugio actual. Los murciélagos de herradura utilizan posaderos nocturnos o «perchas» para cazar. Ahí permanecen colgados hasta que localizan a su presa.

Artículo relacionado:
Myotis myotis

Su distribución abarca desde el nivel del mar hasta una altitud de 1600 metros. El Rhinolophus ferrumequinum es una especie gregaria. Puede llegar a formar colonias de hasta 900 individuos. Además, el murciélago de la herradura es sedentario y muy fiel a sus refugios que reúnen una serie de condiciones apropiadas para la época de cría y la hibernación.

Amenazas para el murciélago de la herradura

Las poblaciones del murciélago de la herradura se reducen cada año

Fuente: Wikimedia – Autor: Daderot

Como el Rhinolophus ferrumequinum tiene un gergarismo muy marcado y una baja capacidad de regeneración debido a que cada hembra sólo tienen un cría al año, existen varios factores que pueden ser catastróficos para esta especie. La destrucción o perturbaciones de las colonias tienen como consecuencia la muerte de muchos ejemplares de estos quirópteros de la cual no son capaces de recuperarse en poco tiempo. También la destrucción o transformación de varios hábitats llevada a cabo por el ser humano acaba con colonias enteras de esta especie y de muchas otras. Además, el uso masivo de insecticidas forestales es devastador para el murciélago de la herradura y otros quirópteros. En Israel, por ejemplo, la fumigación extrema de cuevas para combatir el murciélago Rousettus aegyptiacus lo ha llevado al borde de la extinción.

Dentro de los ecosistemas todos los integrantes desempeñan una función. La naturaleza ha creado a los seres vivos dentro de un orden y un balance que cuando se ve alterado, puede provocar importantes cambios y consecuencias negativas. Por eso debemos concienciarnos de que hay que cuidar a los ecosistemas, eso implica cuidar a la flora y a la fauna. Si seguimos exterminando a tantísimas especies tanto de animales como de plantas, acabaremos por extinguirnos nosotros también.

El género Rhinolophus

El murciélago de la herradura tiene un hocico con forma de herradura

Fuente: Wikimedia – Autor: Prof. emeritus Hans Schneider (Geyersberg)

Todos los rinolófidos o murciélagos de herradura son insectívoros que cazan y capturan a sus presas en vuelo. Además, tienen unos hábitos de vida muy diversos. Mientras que algunas especies prefieren vivir en colonias grandes en cuevas, otras habitan árboles huecos y algunas incluso duermen al aire libre colgadas de las ramas de los árboles. Los murciélagos de herradura norteños suelen hibernan durante la época más fría del año. Algunas pocas especies incluso hibernan en verano y al menos una es migratoria.

Artículo relacionado:
Murciélago de la fruta

Una característica distintiva de los rinolófidos son sus protuberancias compuestas por varias partes en la nariz. Son muy parecidas a hojas con una forma de herradura, por ello su nombre. Es sobre todo gracias a este rasgo que es posible distinguir a simple viste a los rinolófidos de otros murciélagos.

En el año 2005, los científicos identificaron un total de cuatro especies que eran portadoras de un virus muy parecido al coronavirus del SRAS. Esas especies son las siguientes: R. sinicus, R. macrotis, R. pearsoni y R. ferrumequinum.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*